Local Politics

Alfonso Rueda confirma su disposición para relevar a Feijóo al frente de la Xunta y del PP gallego


Sonaban los acordes de Mi gran noche, de Raphael, cuando Alfonso Rueda llegaba a los salones de la Finca Batacos en Pontevedra para anunciar lo que todo el mundo ya sabía. El actual vicepresidente primero de la Xunta da el paso para optar a las dos sillas vacías que Alberto Núñez Feijóo ha dejado tras de sí en su viaje político a Madrid. Rueda ha elegido la junta directiva provincial del PP de Pontevedra para lanzar su candidatura a la presidencia del PP de Galicia. Los próximos 21 y 22 de mayo se votará su nombramiento en una reunión en la que la oposición a su designación ni está ni se la espera.

10 cosas que no todo el mundo sabe sobre Alberto Núñez Feijóo

10 cosas que no todo el mundo sabe sobre Alberto Núñez Feijóo

Saber más

Rueda ha pedido unidad en torno a la nueva etapa que se inaugura con él al frente aunque ha anunciado un tour por las principales ciudades para pedir el voto a sus afiliados “como si hubiera más candidatos”. En medio de ese proceso orgánico afrontará otro nombramiento, el de presidente de la Xunta. Esa parte llegará incluso antes que su nuevo cargo orgánico.

Durante su discurso de presentación de candidatura Rueda ha apostado por el “continuismo” y ha advertido de que “no va a haber un PP de Rueda” argumentando que el PP solo lo es “de Galicia”. A la espera del trámite pendiente, es a todos los efectos ya un nuevo barón con el reto de revalidar la mayoría absoluta que Feijóo le ha dejado como herencia.

“Tenemos que tener una quinta mayoría absoluta y eso empieza hoy y aquí” ha asegurado ante un auditorio que le ha interrumpido en varias ocasiones con el coro habitual de “presidente, presidente”. “Aquí no se trata de mantener, tenemos que mejorar”, ha dicho.

Durante un discurso cercano a los 40 minutos, Rueda ha asegurado que la política no le ha cambiado. Y como ejemplo ha puesto el siguiente: “Sigo viviendo en la misma casa en la que vivía cuando empecé y es más del banco que mía”. Ahora lo que le espera es la residencia oficial reservada para el presidente de la Xunta que corona una de las colinas de Santiago con mejores vistas a la catedral. Sobre Feijóo, Rueda ha hablado en varias ocasiones de lo importante de su legado y ha concluido: “Vengo a continuar la labor de alguien insustituible”.

También ha habido algún traspiés en su discurso cuando Rueda ha decidido improvisar y no leer el discurso que llevaba preparado. Uno de esos momentos ha sucedido cuando llamaba a sus compañeros a no abandonar “las utopías” que los llevaron a la política porque “luego vendrán las recompensas y los cargos. O no”.

Tampoco han faltado las frases de manual Xacobeo y metáforas de superación personal como las siguientes: “Yo soy un peregrino que está en camino”, “soy un corredor de fondo”, “no creo que se me suba a la cabeza”, “a veces las carreras son muy largas”. Al finalizar la intervención el responsable de sonido del PP pontevedrés se guardó el segundo guiño musical de la tarde para despedir el acto con Friday I’m Love de The Cure.



Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.