Local Politics

Guerra en Ucrania: La “guerra santa” de la Iglesia Ortodoxa Rusa



La Iglesia Ortodoxa Rusa celebra la Pascua en medio del descontento por parte de muchas diócesis a causa del servilismo mostrado por el Patriarca Kiril con el Kremlin tras la invasión rusa de Ucrania.  

Un apoyo que Kiril no ha dudado en hacer público, incluso arengando en sus homilías a los fieles a cerrar filas con el Kremlin y el Ejército ruso. En palabras de Kiril, la invasión ordenada por Putin es, en realidad, una guerra santa con el “Anticristo”.

Para el Kremlin y la Iglesia, el pueblo ucraniano nunca ha existido y no es más que un apéndice del pueblo ruso; no en vano –argumentan–, el príncipe Vladímir adoptó el cristianismo hace más de mil años en la Rus de Kiev (988).

Sus discursos desde el altar han obviado en todo momento el sufrimiento de los civiles ucranianos. Tampoco se le ha escuchado hacer un llamamiento al alto el fuego o alguna alusión a la tregua de Pascua, tal y como sí hizo el papa Francisco.

La actitud de Kiril ha provocado que la mitad de las diócesis ucranianas que aún dependen del Patriarcado de Moscú –22 de 45– hayan dejado de mencionar a Kiril en sus sermones como muestra de repulsa.

Han sido las bases de la Iglesia rusa las que se han rebelado públicamente contra la conocida como “operación militar especial” en Ucrania. Unos 300 religiosos firmaron una carta en la que llaman a cesar la “guerra fratricida” y advierten que al que apoye la violencia la espera el “juicio final” y después “el sufrimiento eterno”.

“Respetamos la libertad concedida al hombre por Dios y pensamos que el pueblo de Ucrania debe elegir de manera independiente, no a punta de pistola y sin presiones del oeste o el este”, señala su carta abierta, que pide el retorno de los soldados de ambos bandos “sanos y salvos”.





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.