Local Politics

El PSOE aguarda al “espacio de Yolanda Díaz” con alabanzas a su gestión y la esperanza de que movilice a la izquierda



“O gobierna el PSOE con el espacio de Yolanda Díaz, o gobierna el PP con Vox. A esa fórmula vamos a ir con gobiernos de coalición, como en el resto de Europa”. Son palabras del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el pasado lunes en una entrevista con Espejo Público (Antena 3). Unas afirmaciones nada casuales, según reconocen fuentes socialistas consultadas por Público. En primer lugar, por la omisión a Unidas Podemos, personalizando ya en la actual vicepresidenta segunda y su espacio como futuros aliados. Por otro lado, por asumir ya como inevitable la política de bloques. El PSOE espera la cristalización del proyecto de Díaz con una mezcla de alabanzas a su gestión en Moncloa y confianza sus expectativas electorales. 

La relación entre Sánchez y Díaz es muy buena, según apuntan desde Moncloa. Su interlocución es constante, y así se ha visto reflejada en varias ocasiones relevantes en las que han tenido contacto telefónico. La posición de la vicepresidenta segunda, matizando algunas posiciones de su actual espacio de UP, como el envío de armas a Ucrania, son puestas en valor por el ala socialista del Ejecutivo. “Tiene una capacidad negociadora muy alta”, resumen en el Gobierno sobre su papel. “Es una gran vicepresidenta”, afirman contundentemente en Ferraz aunque añaden que todavía falta mucho para valorar su candidatura. “¿Qué tipo de proyecto va a construir?”, se preguntan. 

Horas después de la entrevista de Sánchez, la presidenta del partido, Cristina Narbona, también se refirió al papel de Díaz. “Nuestro socio de Gobierno en estos momentos es Unidas Podemos, está experimentando un proceso de transformación liderado por Yolanda Díaz y por lo tanto se ha hecho referencia a ella como la persona que está intentando aglutinar un espacio de izquierda progresista en nuestro país”, afirmó en rueda de prensa. 

“Es una necesidad. Estamos en un contexto bibloquista y es evidente que tienes que contar con aliados naturales, somos espacios políticos con sensibilidades distintas pero que comparten objetivos básicos”, señalan fuentes de la Ejecutiva federal socialista. El presidente realizó también esta reflexión, adelantada en la entrevista, en la reunión de la dirección del PSOE celebrada el pasado lunes. “Una suma necesaria”, indican sobre el espacio, aún por concretar, que presumiblemente encabezará Díaz. 

“Necesitamos estar fuertes pero que nuestros compañeros de viaje también lo estén”, destacan en Ferraz

“Sabemos que ella puede recoger votos de un espacio donde probablemente no llegamos, porque nuestras posiciones son más centradas. Quien pueda aunar, recoger e ilusionar, bienvenido sea. Porque este es el momento que tenemos”, señalan desde el PSOE. Para los socialistas, es necesario destacar que actualmente “hay dos visiones del mundo”, por lo que hay “dos opciones”: el bloque de la izquierda o el de la derecha. “Necesitamos estar fuertes pero que nuestros compañeros de viaje también lo estén”, señala una dirigente. 

“Necesitamos fuerte al espacio de Yolanda, da igual el nombre, lo que lidere ella”, insiste otro cargo de la dirección socialista consultado. Desde su punto de vista, también las referencias a la vicepresidenta suponen “normalizar que el Gobierno de coalición goza de buena salud”. Una duración contrapuesta con las rupturas sonadas que han tenido entre PP y Cs. “La estabilidad de la izquierda hay que ponerla en valor”, afirma. 

A esa “estabilidad” contribuye Díaz, según los dirigentes socialistas, que destacan sus actitudes “constructivas” y “propositivas”. “Vamos hacia un espacio de coalición y queremos reivindicar también la estabilidad que le da al país esta coalición porque queremos agotar la legislatura“, añade otro dirigente del PSOE. 

Así la ven desde Galicia

La vida política de Díaz comenzó hace ya bastante tiempo en Galicia, su tierra natal. Un dirigente socialista gallego que la conoce desde prácticamente sus inicios recuerda que ella al principio estaba ubicada en “un comunismo antisocialista”, pero que ahora, tras experiencias diferentes, “ha hecho una evolución”. Este cargo del PSOE de Galicia reconoce que lo está haciendo bien en su periplo ministerial. Apunta al respecto que su equipo, desde el primer día, no tuvo nada que ver con el resto del espacio de Podemos. “Su posición geoestratégica es diferente al de su espacio”, afirma. 

“Si tuviera que definirla políticamente, te diría que Yolanda Díaz es de Yolanda Díaz. No es de ninguna otra cosa”, afirma este cargo socialista. En este sentido recuerda que ha tenido malas experiencias política colectivas, destacando especialmente la ruptura sufrida con el histórico dirigente gallego, ex de BNG, Xosé Manuel Beiras, con el que fundó una interesante experiencia de confluencia llamada Alternativa Galega de Esquerdas (AGE). “Hizo algunos juegos malabares y acabó como el rosario de la aurora”, recuerdan en el PSOE. 

Consideran los socialistas gallegos, en todo caso, que su partido está en una situación complicada. “O Podemos, el espacio de Yolanda, o como se llame, aguanta 30 escaños, o no hay nada que hacer”, resumen. “Hoy el PSOE no se va a comer todo a la izquierda. El voto a la izquierda del PSOE o lo moviliza Yolanda, o PP suma con Vox”, añaden. 

“El corazón partío”

La referencia de Sánchez a Díaz ha coincidido en el tiempo con la presentación de un libro sobre la trayectoria política de la vicepresidenta. La dama roja, escrito por los periodistas Manuel Sánchez y Alexis Romero, recoge un capítulo específico sobre cómo ven en el PSOE a la política gallega. Una de las conclusiones principales de la publicación es que los socialistas tienen el “corazón partío” (como la famosa canción de Alejandro Sanz) con la vicepresidenta. 

En Ferraz, según el libro, respiraron con cierto alivio tras la salida de Pablo Iglesias y la entrada de Díaz como referencia de UP. Se señala también la posibilidad de que algunos cargos socialistas sean “tocados” por la actual vicepresidenta. Uno de ellos, Eduardo Madina, estuvo en la presentación del libro como presentador. Tanto en el texto como en el acto del pasado jueves negó esa posibilidad. Aunque reconoció que no era el único de su partido con simpatías hacia Díaz.

En La dama roja, algunas voces socialistas sí alertan de cierta posibilidad de que Díaz arranque votos en el electorado del PSOE. “Yo que Sánchez no me confiaría”, destaca una de las fuentes consultadas en el libro. Otros dirigentes como el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, están convencidos de que Díaz acabará en su partido. Pero, en definitiva, el relato del libro coincide en que para que los socialistas sigan gobernando tras las elecciones de 2023, “la clave está en Yolanda”. 





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.